Mujer e Islam

Resumen de un artículo del psicoanalista Manuel Torres en Tribuna Abierta publicado en Diario de Noticias de Álava del 16-1-07.

Del II Congreso de Feminismo Islámico que recientemente se ha celebrado en Barcelona con el propósito de abordar en el siglo XXI dicha doctrina en lo relativo a la mujer, podríamos extraer algunas reflexiones como la de Abdennur Prado, español converso: “No se deben seleccionar fragmentos (del Corán) sino mirar el texto en su conjunto, sólo entonces se puede percibir su sentido, sagrado para los musulmanes, de respeto a la mujer, y que no es otro que el de la estricta igualdad”. Otra fue la de Kamila Toby, musulmana estadounidense: “El islam, por sí solo, es feminista” y precisaba, no sin exteriorizar cierto orgullo, “el hombre está obligado a mantener a la mujer y ella se ve así liberada para cuidar de los niños”. Ndeye Andújar, catalana y musulmana, sostenía: “Las feministas occidentales siempre creen que van a salvar a las pobrecitas musulmanas. El islam no se contradice con ser feminista, y así lo deben entender las laicas”.

Ndeye Andújar nos facilitaba una clave cuando, según su ponencia, precisaba más adelante: “¿Por qué una joven decide usar el pañuelo? Las respuestas son tantas como mujeres existen, porque ningún versículo del Corán habla de ello, tan sólo dice que la mujer debe ocultar su atractivo humildemente…”.

Puede que el debate que esbozaron los musulmanes en las pasadas jornadas permita una nueva perspectiva sobre esta doctrina, al menos en Occidente, no por su dogma -al que nada hay que objetar en tanto concierna al domino privado- como al hecho de adecuar su contenido a la esfera pública, compartida también por otras convicciones, dogmáticas o no. Del éxito o del fracaso de esta premisa parte la voluntad de conciliar cualquier culto, al que todos tienen tanto derecho como el de ser ateos, siempre que no colisione con el ordenamiento jurídico en el que ejerce su fe, único espacio legítimo que confiere a mujeres y hombres el estatus igualitario de ciudadanos, no el de súbditos.

Os recomiendo el artículo completo en:

noticiasdealava.com/ediciones/2007/01/16/opinion/d16opi5.527363.php

Publicado por

Pais Vasco - Juan

Juan Luis, Juanlas, Juan, Jon Koldo, Ibán...pero todos Yo Mismo.

Ongi etorri, bienvenido/a!