Septiembre: 3 mujeres asesinadas por violencia machista (Valencia, Barcelona y Zaragoza) (Biografia: Carolina Coronado)

Agosto pasó con cierto optimismo porque habitualmente era un mes donde se producían demasiados episodios de violencia machista extrema, quizá coincidiendo con las vacaciones estivales. Este año en agosto se produjo una sola muerte por este tipo de violencia de género en madrid.
Sin embargo Septiembre nos devuelve a realidad …., en lo que llevamos de mes tres mujeres han sido asesinadas por sus parejas:

La primera ocurrió el día 4 de septiembre, en Torrent (Valencia): Carolina, una mujer de 38 años fue asesinada por su actual pareja, David, un hombre de 33 años, que la estranguló y posteriormente quiso suicidarse mediante diversos cortes en cuello y hombro. La mujer tenía una hija de seis años de un matrimonio anterior.

El segundo de los asesinatos machistas ocurrió el pasado domingo día 9 de septiembre en Sant Feliu de Codines (Barcelona). Eva E.C. tenía 33 años y vivía en Caldes de Montbui. Su pareja, Alejandro C.M., de 31 años, la asesinó a puñaladas tras una discusión por la madrugada en la casa donde vivía él con sus padres y su hermano (la pareja vivía separada pero sólo por motivos económicos). La mujer fue encontrada por la policía, (que había sido alertada de la discusión por el hermano), herida grave, y falleció en el hospital donde fue trasladada. fue trasladada a un hospital, donde murió. La pareja tenía un hijo en común menor de edad. El hombre ha sido detenido.

El tercer asesinato se produjó el pasado sábado día 22 en Zaragoza. Un ciudadano comunicó a la Policía Nacional el hallazgo en un camino de un coche con las puertas y una escopeta en su interior. Posteriormente se encontró a pocos metros del coche el cadáver de un hombre con una escopeta al lado. En el coche hallaron unas cartas escritas del suicidado, Juan Manuel Gallego B., de 28 años de edad , en las confesaba que había matado a Natalia Catalina Agustín, de 29 años, con la que mantenía relaciones e indicaba el lugar donde había abandonado el cuerpo que fue localizado, desnudo y con signos de violencia, el lunes en un camino rural.

Además de estos sucesos, también el lunes una mujer de 61 años fue apuñalada repetidamente por su marido en Jerez de la Frontera. Se encuentra grave pero estable. El marido se suicidó posteriormente tirándose por la ventana de un tercer piso
Con estas tres mujeres son ya 39 las mujeres asesinadas por sus compañeros o excompañeros en lo que va de año (incluidas cinco que no son todavía contadas por las estadísticas oficiales; dos de ellas por porque en realidad fueron asesinadas en 2011 aunque la detención y esclarecimiento haya sido este año, no obstante, puesto que mi propósito es visibilizar a todas las asesinadas, las incluyo en este listado ya que en el de 2011 no aparecieron, la tercera porque el presunto asesino sigue sin ser detenido y el caso sigue abierto por ello y otros dos casos por estar en investigación todavía aunque se haya detenido a la pareja o expareja de la asesinada). Siguiendo la campaña que comenzara el IHES AZAHAR (UNA POR UNA) esta campaña de este blog, denominada TRES POR UNA visibiliza una vez más a mujeres de los siglos anteriores al siglo XX. Esta vez visibilizo una mujer del siglo XIX, extremeña y poco conocida para el público general a pesar de su improtancia como poetisa.

Carolina Coronado (Almendralejo, Badajoz, 1820 – Lisboa, 1911)

Carolina Coronado Romero de Tejada fue una escritora que se conseidera como la equivalente extremeña de otras autoras románticas coetáneas tan importantes como Rosalía de Castro. hasta tal punto que se la conoce en muchos lugares como “El Bécquer femenino”.
Nació en 1820 en el seno de una familia acomodada de Almendralejo (Badajoz), pero de ideología progresista, lo que provocó que su padre y su abuelo fueran perseguidos por ello. a pesar de todo, mudados a la capital, Carolina sería educada de la forma tradicional para las niñas de la época: costura, labores del hogar… (aunque ella ya desde pequeña mostró su interés por la literatura, y a desarrollar una extraordinaria facilidad para componer versos con un lenguaje algo desaliñado, espontáneo y muy cargado de sentimiento). Sus primeros poemas datan de la temprana edad de 10 años. Como autodidacta aprendió francés, inglés, italiano y portugués.
A pesar de que a familia obstaculizaba su carrera literaria en 1839 publicó en el periódico madrileño «El Piloto» la oda “A una pluma”, poema que despertó cierto interés en los autores románticos de la época (su temperamento romántico se verá además afectado por padecer catalepsia crónica, llegando a “morir” varias veces, lo que hizo que se obsesionase con la idea de poder ser enterrada en vida).
En 1850 se traslada con su familia a Madrid y allí, contando con el favor de la reina Isabel II por su fama, hace vida de corte. En 1852 se casó con Horacio Justo Perry, primer secretario de la Embajada de los Estados Unidos. Dejó bastante la poesía dedicandose esporádicamente a la prosa pero su casa se hizo famosa por las tertulias literarias que en ella se realizaban y por ser punto de encuentro para escritores progresistas y refugio de perseguidos. Ello, y su afinidad por la revolución, causarían que sufriese la censura de la época, aunque a pesar de ello logró publicar algunas de sus obras en periódicos y revistas hasta lograr cierta fama.
Carolina es hoy renombrada por la calidad de su obra poética. Los poemas que publicaba en revistas y diarios vieron luz por fin en 1843, en un libro titulado Poesías con prólogo de Hartzenbusch (hasta hace poco no se ha podido conocer la totalidad de su obra).
A su romanticismo y su enfermnedad se le unirán varios episodios tr´çagicos: Su primer hijo, murió a los dos años, en 1854 y su hija murió en 1873 (cuyo cadáver, por decisión de su madre e influenciada por su enfermedad de catalepsia), fue embalsamado y conservado en un armario en el convento de las Madres Pascualas de Recoletos).
Tras esos sucesos , se trasladan a Lisboay en 1891 murió su marido Horacio (también a él, mandó embalsamar y conservar en la capilla de su residencia y a él se dirigía todas las noches con el nombre de “El silencioso”).
Carolina murió el 15 de enero de 1911 y su cuerpo, junto con el del marido, fue trasladado a Badajoz por su hija Matilde, la única que le sobrevivió, y por su yerno, el Marqués de Torres-Cabrera.
A pesar de su calidad literaria, hasta hace poco no se le ha dado a Carolina la importancia que merecía, al principio por sectores más feminsitas que reivindicaban su obra donde se trasluce una petición de más autonomía para la mujer y su lucha por el derecho a una buena educación y al ejercicio de las letras de las mujeres
Escribió 15 novelas (Luz, El bonete de San Ramón, Paquita (1850)……………., ésta última considerada por algunos críticos como la mejor de todas) y en teatro cuatro (El cuadro de la esperanza (1846), Alfonso IV de León, Un alcalde de monterilla y El divino Figueroa, aunque sólo logró estrenar la primera, la más popular).
Uno de sus textos, extraido también de Wikipedia:
La Rosa blanca (soneto)
¿Cuál de las hijas del verano ardiente,
cándida rosa iguala tu hermosura,
la suavísima tez y la frescura
que brotan de tu faz resplandeciente?

La sonrosada luz del alba naciente
no muestra al desplegarse más dulzura,
ni el ala de los cisnes la blancura
que el peregrino cerco de tu frente.

Así, gloria del huerto, en el pomposo
ramo descuellas desde verde asiento;
cuando llevando sobre el manso viento

a tu argentino cáliz oloroso
roba su aroma insecto licencioso,
y el puro esmalte empaña con su aliento.

(Poesías, edición y prólogo Mercedes Rodríguez Pequeño, cit., p. 86)

Además, su belleza, en ese ambiente del romanticismo español, no pasó inadvertida por escritores como José de Espronceda y otros. Este paisano suyo le dedicó este verso:
Dicen que tienes trece primaveras
y eres portento de hermosura ya,
y que en tus grandes ojos reverberas
la lumbre de los astros inmortal.

Juro a tus plantas que insensato he sido
de placer en placer corriendo en pos,
cuando en el mismo valle hemos nacido,
niña gentil, para adorarnos, dos.

Torrentes brota de armonía el alma;
huyamos a los bosques a cantar.
Dénos la sombra tu inocente palma,
y reposo tu virgen soledad.

Mas ¡ay! perdona virginal capullo,
cierra tu cáliz a mi loco amor.
Que nacimos de un aura al mismo arrullo,
para ser, yo el insecto, tú la flor.

SI ESTÁ SUFRIENDO VIOLENCIA DE GÉNERO O CONOCE ALGÚN CASO: el teléfono gratuito del Gobierno es el 016 (dicha llamada no queda reflejada en la factura telefónica). También la organización MalosTratos.org tiene un teléfono gratuito: 900 100 009

Publicado por

Pais Vasco - Juan

Juan Luis, Juanlas, Juan, Jon Koldo, Ibán...pero todos Yo Mismo.

Ongi etorri, bienvenido/a!