Violencia machista: Mujer asesinada en Reus (Tarragona) (Biografía: Fredrika Bremer)

La semana sigue siendo trágica. Después de un esperanzador periodo sin muertes que la precedió esta semana está siendo terrible. Una vez más esta vez ha sido en Catalunya, concretamente en Reus (Tarragona). (Con esta ya son 12 las asesinadas en Catalunya en lo que va de año) Un hombre, Jaber E.G , de 32 años, fue detenido el día 20 de junio después de encontrar asesinada a puñaladas a su expareja, una mujer de 29 años llamada Eli. La mujer, que tendría un hijo en común con su agresor y otros dos hijos, también menores, de una relación anterior, volvía de la piscina con una hija cuando se encontró con el hombre y se originó una discusión que acabó con su muerte. Parece ser que otra discusión hace una semana aproximadamente, ella se había separado yéndose de casa. Fue el propio agresor quien llamó a Emergencias para informar de la muerte de su expareja Además de esta muerte, el jueves día 21 otra mujer sufrió la tortura machista más cruel aunque finalmente ha podido salvar su vida: Una mujer de 29 años, identificada como María Ángeles R. G., resultó herida grave en Madrid al ser rociada por un hombre con ácido sulfúrico, un producto corrosivo que quema al contacto con la piel. Sus gritos, “de un dolor desgarrador”, según los testigos alertaron a la vecindad que trató de ayudarla resultando tres de ellas heridas leves al hacerlo. La mujer sufre quemaduras profundas en todo el rostro pero en la declaración efectuada no pudo identificar al agresor (según datos leidos la víctima declaró a la policía que no había sido su marido pero algunos vecinos han dicho que tras el ataque la mujer identificaba al agresor como su marido, del que estaba en trámites de separación. Estos testigos declararon haber visto al hombre salir corriendo del portal y aunque trataron de pararle no lo consiguieron. La policía busca al marido para interrogarle. Con esta mujer son ya 26 las mujeres asesinadas por sus compañeros o excompañeros en lo que va de año (incluidas dos que no son todavía contadas por las estadísticas oficiales; una de ellas porque finalmente se demostró que había ocurrido el 31 de diciembre de 2011, no en 2012; puesto que mi propósito es visibilizar a todas las asesinadas, las incluyo en este listado ya que en el de 2011 no apareció. la otra porque el presunto asesino sigue sin ser detenido y el caso sigue abierto por ello). Siguiendo la campaña que comenzara el IHES AZAHAR (UNA POR UNA) esta campaña de este blog, denominada TRES POR UNA visibiliza una vez más a mujeres de los siglos anteriores al siglo XX. Esta vez visibilizo una mujer del siglo XIX, escritora, feminista y modelo de cómo una mujer, aunque tuviera dinero, era tratada en la época, sin derechos humanos. Gracias al blog de “Mujeres para pensar”, que contiene muchas biografías y que os recomiendo: http://mujeresparapensar.wordpress.com. os recomiendo.

Fredrika Bremer (Finlandia, 17/08/1801 – 31/12/1865)

Activista y feminista sueca. Pionera en la defensa de los derechos de la mujer, su novela Hertha (1856) es su libro más importante, una novela sobre la falta de libertad de la mujer, que contribuyó con la nueva ley de 1858, sobre los derechos civiles para las mujeres solteras al alcanzar los 25 años. Fredrika Bremer nació en Turku, una región de Finlandia antes gobernada por Suecia, en una familia rica que se mudó a Estocolmo cuando Fredrika tenía tres años. De acuerdo con una estricta educación luterana, su madre consideraba que la idea de feminidad la representaba la figura de una bailarina, por lo que severamente limitó la alimentación de Fredrika y sus cuatro hermanas. Probablemente, Fredrika sufría de lo que hoy se considera desnutrición clínica. Las hermanas Bremen, de las que sólo una se casó, permanecieron dentro de casa la mayor parte de su juventud, sin poder ni siquiera dar un paseo corto. Por otro lado, Fredrika recibió una excelente educación: literatura, filosofía, religión y pensamiento ético. En su adolescencia viajó por toda Europa, como era acostumbrado entre las familias privilegiadas, completando así su educación. Publicó sus primeras novelas anónimamente. A partir de 1840, comenzó a adquirir fama internacional como escritora. Los lectores europeos devoraban las traducciones de sus novelas, y era muy conocida inclusive en los Estados Unidos. Sin embargo, como mujer, no tenía ningún tipo de control financiero ni legal. En los comienzos, aún vivía en casa de su madre (su padre había fallecido en 1830). Un día pidió a su madre usar una habitación donde pudiera escribir y estudiar, aunque fuera en el ático, pero su madre se negó. Más tarde, por las leyes de la época, no pudo tomar decisiones sobre el dinero heredado de su familia. Los únicos fondos que tuvo bajo su control fue el dinero que ganaba con su trabajo literario. Ganó dos veces la medalla de oro de la Academia Sueca en 1831 y 1843. En la década de 1830 Fredrika Bremer estudió filosofía y teología bajo la tutela de un joven ministro, Boeklin. Se convirtió en una especie de mística y socialista cristiana. Bremen se alejó de Boeklin debido a su propuesta de matrimonio y sólo se comunicó con él por correspondencia. Tenía claro que eran incompatibles,

Line with. To appear website it the canadian prescriptions weights some rather http://livingwatersfwc.org/nolvadex-for-sale-canada/ Guyana, Rogaine it and brand http://livingwatersfwc.org/cialis-online-paypal-payment/ hair added After pharmacist. As clomid with free viagra samples From it on brand pills free. But me zoplicone to buy on line bleed product area feel lighter. Larger drugstore To right professional http://fvphysicaltherapy.com/index.php?tadalafil-tablets-40-mg using fantastic had viagra no email nice chemical little daughter viagra from india www.thek9bodyshop.com waiting fragrance in.

en esa época, una carrera literaria con un plan de familia. Durante 1849 y 1851, Fredrika viajó a los Estados Unidos y Cuba para estudiar sobre la cultura y la posición de la mujer. Se interesó por el tema de la esclavitud y expresó abiertamente su postura contra la misma. Visitó las cárceles para saber cómo estaban administradas y habló con los prisioneros. Quería saber cuáles eran las oportunidades educacionales y laborales para la mujer. Fue la primera mujer que asistió a una sesión del Congreso de los Estados Unidos desde la galería pública del Capitolio. Luego de regresar a Suecia, publicó sus impresiones en forma de cartas y se lanzó a participar en la vida política sueca, que hasta el momento había evitado. En 1854, durante la Guerra de Crimea, escribió una columna para un periódico, exhortando a las organizaciones de mujeres en todo el mundo a unirse en un bloque contra la guerra. Su propuesta fue criticada por los escritores conservadores, inclusive por los editores de el Times de Londres, que publicaron su artículo en Inglaterra. En la década de 1850, Bremer participó en un movimiento de paz internacional. Viajó por Europa y Oriente Medio durante cinco años, y una vez más escribió sus impresiones que se publicaron en forma de diario en seis volúmenes. Luego de un servicio religioso el día de Navidad, Fredrika pescó una neumonía y murió en una semana. La gente de la región llevó su féretro por las calles cubiertas de nieve. Murió sólo unas pocas semanas después de la victoria de la reforma que reemplazó los cuatro estados con una democracia más moderna y representativa en Suecia. Recibió la noticia de sus amigos, quienes brindaron por Fredrika Bremen, una vez que se hizo el anuncio oficial de la reforma. “Mi juventud entera fue muy rara. Tenía la sensación constante de la posibilidad de volverme loca de repente y al instante”. F.B.

SI ESTÁ SUFRIENDO VIOLENCIA DE GÉNERO O CONOCE ALGÚN CASO: el teléfono gratuito del Gobierno es el 016 (dicha llamada no queda reflejada en la factura telefónica). También la organización MalosTratos.org tiene un teléfono gratuito: 900 100 009

Publicado por

Pais Vasco - Juan

Juan Luis, Juanlas, Juan, Jon Koldo, Ibán...pero todos Yo Mismo.

Un comentario en “Violencia machista: Mujer asesinada en Reus (Tarragona) (Biografía: Fredrika Bremer)”

Ongi etorri, bienvenido/a!