Frase cuento

Un viajero que se acercaba a una ciudad por primera vez, cough le preguntó a un anciano sentado a la vera del camino:
– ¿Cómo es la gente en esta ciudad?
– ¿Y cómo eran allá, help de dónde usted viene? -preguntó el anciano.
– Ah! terribles… desconsiderados, buy sale deshonestos, mentirosos.
– Ah! -dijo el anciano-, pues esa es la gente que encontrará en esta ciudad.
Apenas se había ido el primer viajero, llegó otro a preguntarle al anciano cómo era la gente de esa ciudad.
– ¿Y cómo eran allá, de dónde usted viene?, preguntó nuevamente el anciano.
– Gente honesta, decente, trabajadora y muy generosa, respondió el segundo viajero, me dio tristeza dejar el lugar, añadió.
– Pues esa es la misma clase de gente que encontrará aquí, respondió el anciano.
Los dos viajeros, casualmente, venían de la misma ciudad…

Moraleja: La manera en la que vemos a los demás, es un reflejo de nosotros mismos

2 comentarios

  1. Gracias “3”, mañana sigo visitando tu blog de la coctelera y ya te comento más.
    Un abrazo.

    • 3 on jueves, 28/Ago/2008 at 18:18

    Por eso el ser humano no se puede entender, mis ojos no son los tuyos, y mi realidad nunca podrá ser la misma que la de otro, por tanto, no podré comprenderle como debiera ni que me comprendan.

Ongi etorri, bienvenido/a!

A %d blogueros les gusta esto: